fbpx

Caminante no hay camino, se hace camino al andar.

Estudiantes de LAO, celebran conclusión de su programa académico con una caminata.

Se dice que lo verdaderamente desafiante no es alcanzar la meta, sino mantenerse en ella. Los estudiantes de la Licenciatura en Administración de Organizaciones L21-I han concluido su programa académico de una manera única: a través de una caminata de 10 kilómetros en el Rancho Casián. Esta iniciativa fue propuesta por su facilitador, el Maestro Joel Flores.

Así, desde muy temprano, junto con sus familias, se reunieron para emprender la travesía por el sendero de ‘La Banquita’. Para muchos, fue una experiencia completamente nueva, adentrándose en el conocido ‘hiking’, que como actividad final de su asignatura ‘Metodología de la Investigación Administrativa’, agregó un toque especial a la culminación de sus estudios universitarios.

Durante este recorrido, tuvieron la oportunidad de fortalecer los lazos de amistad y compañerismo forjados a lo largo de los últimos tres años. Además, compartieron esta aventura con sus seres queridos, quienes han sido un apoyo fundamental en su desarrollo académico.

El poeta Antonio Machado Ruiz, en su poesía ‘Caminante no hay camino’, retrató el camino como una metáfora de la vida presente. Estas líneas son una reflexión sobre la vida misma, comparándola con un sendero que no está predefinido y que se va trazando a medida que avanzamos hacia nuestras metas.


¡Felicidades a todos por este logro!

Chatea con un asesor
Escanea el código